El flamenco, historia, palos y protagonistas
FR En français
EN In English

Inicio

Historia del flamenco
Origen y etapas de su desarrollo.

Los palos
Conozca los diferentes estilos.

Figuras del flamenco
Los personajes que han hecho crecer al flamenco.

Geografía del flamenco
Lugares clave para entender el flamenco.

Iniciación al flamenco
Léxico flamenco y letras de los diferentes estilos.

La guitarra flamenca
Artículos sobre el instrumento principal del flamenco.

Bibliografía y discografía
Bibliografía, discografía, comentarios de publicaciones y grabaciones.

Directorio flamenco
Direcciones en Internet de tablaos, artistas, festivales y todo lo relacionado con el flamenco.

Actualidad flamenca
Próximas actuaciones, reseñas de actuaciones recientes — Sección no actualizada.

Disfrute el flamenco
Radio, TV, peñas, tablaos, salas, bares, festivales — Sección no actualizada.

Miscelánea flamenca
Personajes, hechos y anécdotas del flamenco.

Esa letra...
Tan inefables como sus autores.

Servidor monitorizado por Minos TN

Paco de Lucena (III)

Y, en efecto, poco después de comprobar que le quedaba mucho camino por andar para dominar la guitarra flamenca marchó a Málaga, ciudad en la que en aquellos momentos había once cafés cantantes en funcionamiento. Pero su economía particular no le permitía mantenerse a la espera de encontrar una oportunidad como guitarrista. Dejó su equipaje y la guitarra, regalo de su último maestro el marqués, en su primer alojamiento y se dedicó a buscar trabajo como barbero.

En la plaza de la Constitución había una barbería perteneciente aun aficionado al flamenco llamado Salvador Ruíz, amigo de artistas y toreros y allí se dirigió Paco. Hubo acuerdo inmediato entre el maestro barbero y el "Lentejo" en cuanto a las condiciones económicas ya que éste se conformaba con la manutención y el lavado de ropa. A continuación el maestro barbero le hizo tocarla guitarra quedando encantado de la buena ejecución y el gusto que el joven tenía en el toque. Después, según Fernando el de Triana, se entabló el siguiente diálogo:

—¿Cómo te llaman en Lucena?
—Me decían "Lentejo".
—Ese nombre no me gusta. Serás desde hoy el "Niño de Lucena". Esa trastienda la tienes a tu disposición para estudiar cuando quieras y de lo demás no te ocupes.

Fernando el de Triana nos relata cómo transcurría el tiempo de el "Niño de Lucena": "Al maestro Salvador le gustaba frecuentar los cafés cantantes y siempre iba acompañado y muy orgulloso con el "Niño de Lucena", pero nunca diciendo que éste aspiraba a ser artista. Y así, escuchando y viendo, se hizo cargo de lo que es la fiesta flamenca, y en poco tiempo se puso al corriente sin practicar con los artistas, creciendo en la ejecución y cantidad de toque y hasta haciendo composiciones suyas, modelos de compás y extrañas notas".

Según Eusebio Rioja estos hechos debieron suceder entre 1875 y 1878, calculando que la edad de el "Niño de Lucena" rondaría algo más de los quice años, ya que en 1878 efectuó giras por España, tras haber pasado por los cafés de Bernardo y de Silverio.

En aquellas fechas, entre los once cafés cantantes que existian en la ciudad, estaba el Café Bernardo, cuyo tocaor era Francisco Riera (Paco "El Águila"). Una noche este tocaor comunicó al café que no podia ir a trabajar por encontrarse enfermo. Ante esta contrariedad el dueño del café se veía en la necesidad de suspender el espectáculo, ya que no encontraba en Málaga un tocaor que sustituyera a Paco "El Águila".

Según Fernando el de Triana esta situación se la comentaba el dueño del café en su casa al maestro barbero mientras lo afeitaba y éste, sin contar con el "Niño de Lucena", le propuso: "Allá en casa tengo yo un oficialillo que toca mucho y muy limpio; lo que no sé si servirá para tocarle a tan buenos artistas como hay en este cuadro".

15/04/2009

© Horizonte Flamenco, 2000-2017 | Contacto | Publicidad | Webmasters