El flamenco, historia, palos y protagonistas
FR En français
EN In English

Inicio

Historia del flamenco
Origen y etapas de su desarrollo.

Los palos
Conozca los diferentes estilos.

Figuras del flamenco
Los personajes que han hecho crecer al flamenco.

Geografía del flamenco
Lugares clave para entender el flamenco.

Iniciación al flamenco
Léxico flamenco y letras de los diferentes estilos.

La guitarra flamenca
Artículos sobre el instrumento principal del flamenco.

Bibliografía y discografía
Bibliografía, discografía, comentarios de publicaciones y grabaciones.

Directorio flamenco
Direcciones en Internet de tablaos, artistas, festivales y todo lo relacionado con el flamenco.

Actualidad flamenca
Próximas actuaciones, reseñas de actuaciones recientes — Sección no actualizada.

Disfrute el flamenco
Radio, TV, peñas, tablaos, salas, bares, festivales — Sección no actualizada.

Miscelánea flamenca
Personajes, hechos y anécdotas del flamenco.

Esa letra...
Tan inefables como sus autores.

Servidor monitorizado por Minos TN

Cantes de Levante, Cantes de las Minas (I)

¿Cante de Levante? ¿Cante de las Minas? Ésa ha sido la doble interrogación que, desde hace tiempo, han venido planteándose algunos especialistas del flamenco, sin llegar a ponerse de acuerdo para fijar una única denominación que identificase a este ramillete de cantes flamencos.

Se ha defendido la idea de que lo más lógico sería denominarle "Cantes de las Minas", en razón de que la mina sería el nexo común que diera el nombre a estos cantes. Otras posiciones, en base al prestigio reconocido que tiene la denominación de "Cante de Levante", argumentan que sería un demérito rechazar este apelativo. En este sentido se ha llegado a proponer, "a modo de teoría" que "hay que diferenciar el levante geográfico de España del levante posicional de Andalucia" (Juan Ruipérez Vera.- Revista "Candil" nº 86). Según esta teoría, el levante murciano corresponde al oriente geográfico de España y el oriente de la Comunidad Andaluza está constituido por Almería, Granada y Jaén.

Según Ruipérez Vera el levante murciano adaptó su propio folklore al flamenco y desde sus raices configuró sus cantes y estilos que, dentro de la región murciana, nacieron en la comarca conocida como "Campo de Cartagena", siendo su eje principal la ciudad de Cartagena y su Sierra Minera. En el levante andaluz (Almería, Jaén y Granada) existen cantes y estilos del mismo corte musical que los habidos en el levante español (Murcia), conocidos hoy como "Cantes de Cartagena". En resumen: 1) Sólo a los cantes de Cartagena se les puede llamar "Cantes de Levante" por derecho propio. Los "Cantes de Cartagena" comprenden los "Cantes mineros" y el resto de los "Cantes de Cartagena". 2)Los "Cantes mineros" comprenderían Almeria (fandangos, taranta, taranto) y Jaén (taranta).

Para Génesis García Gómez "los cantes mineros son vecinos, efectivamente, de fandangos y malagueñas, por lo que la denominación de "Cantes de Levante" se hace extensiva a todos ellos, mientras que la de los "Cantes Mineros" se entiende como un subgrupo en torno al mundo musical del taranto y al de las cartageneras. Otras veces se reconoce como "Cante Minero" el de Almería y Jaén y como "Cante de Levante" el de Cartagena y La Unión. Hay un dato histórico y geográfico que justificaría esta localización exclusiva para los "Cantes de Levante", ya que Sierra de Levante era denominada la "sierra minera", por estar situada al este de Cartagena". Y continua Génesis García Gómez: "La discografía antigua prefería las denominaciones generales, sobre todo la de "cantes por tarantas", bajo la que podia interpretarse la prática totalidad de los cantes mineros. Grabados como tarantas pueden escucharse frecuentemente tarantas, tarantos, murcianas o cartageneras. Los nombres de "minera" o "murciana" podían también ser usados con carácter abarcador, puesto que se identifican como "Cante de las Minas". Incluso se ha empleado el nombre de "Cantes de Madrugá". Llegado a este punto Génesis García Gómez plantea la dificultad que supone el análisis serio de clasificación de los caracteres melódicos de los grupos de cantes, dificultad que en el caso concreto de los cantes mineros y de levante se ve incrementada por el conjunto de circunstancias que se dieron en el origen y formación de estos cantes: "De cualquier manera, las afinidades musicológicas, que serían las únicas coherentes para clasificar grupos de cantes están por estudiar. Si lo estuvieran habría que proponer otras clasificaciones geográficas complementarias, porque los cantaores de flamenco llevaron a cabo cruces de músicas y estilos a base de coger materiales de aquí y allá, como tantas veces se había hecho a lo largo de la historia de la música popular."

En el mismo sentido de la dificultad de fijación de los caracteres de los cantes se expresa J. M. Caballero Bonald: "Es tal la abundancia de matices del cante y de la guitarra en lo que se refiere a ornamentos melismáticos, floreos y cromatismos, intervalos de semitonos y distribución de tiempos y compases, que viene a ser literalmente imposible intentar transcribirlos con una mínima exactitud al pentagrama. Los sistemas usuales de anotación musical resultan insuficientes para intentar abarcar ese denso universo de ritmos, melodías y armonías". Por todo ello, el estudio de los caracteres melódicos del flamenco supera los propósitos del escritor de temas flamencos, al tratarse de una labor que básicamente se incardina en el campo de la técnica musical. Además, y como señala Caballero Bonald "los mismos cantaores y tocaores se encargan siempre de hacer aún más inalcanzable el empeño, creando sobre la marcha una enmarañada e irreductible madeja de inesperados acordes y súbitos cambios de modulaciones".

Para el prestigioso autor de temas flamencos José Blas Vega, "Cantes de Levante" es una denominación que se emplea por los artistas y aficionados para nombrar conjuntamente los estilos propios de la zona geográfica de Levante. De Granada la granaína, media granaína y fandangos; de Málaga, malagueñas, rondeñas, jaberas, verdiales, fandangos; de Jaén tarantas y de Murcia cartageneras, tarantas, mineras, fandango minero, levantica y murciana.

En consecuencia, y de acuerdo con el criterio de Blas Vega, dentro de los estilos denominados "Cantes de Levante" existe un grupo que denomina "Cantes de las Minas", por el hecho de estar vinculado a poblaciones o zonas de minas, donde, en su entorno, tuvo lugar el nacimiento y desarrollo primitivo de estos cantes, antes de que pasaran a dominio de artistas profesionales. En sus letras se refleja el ambiente y la problemática de los mineros.

Por su claridad y lo razonable de su exposición, adoptamos la clasificación de Blas Vega y centramos nuestro estudio de los cantes mineros en el triángulo compuesto por las provincias de Almería, Jaén y Murcia. Los demás "Cantes de Levante" se tratan al referirnos a los cantes de las provincias de Granada y Málaga.

01/04/2007

© Horizonte Flamenco, 2000-2017 | Contacto | Publicidad | Webmasters